Sube el sonido de tu ordenador y siente… déjate de chorradas, de cortesías decimonónicas, y siente…

El cielo se ilumina
Lo veo brillar cuando mis ojos se cierran
Escucho sus advertencias, pero ambos sabemos
que voy a luchar de nuevo.

(Y tu me dices:)

No esperes, ¡No esperes!
El camino es ahora un repentino mar enfurecido
Y, de repente renaces, estás convencido de seguir
como para posar ahora tu armadura y descansar

Tienes que conseguir mirar hacia delante
Te recordaré el juramento frente a tu espada
has luchado gentilmente defendiendo mi honor
Ahora, levántate para emprender un nuevo viaje

No esperes, ¡No esperes!
El camino es ahora un repentino mar enfurecido
Y, de repente renaces, estás convencido de seguir
como para posar ahora tu armadura y descansar

Las luces se encenderán y se desvanecerán
Los días pasarán por ti

No esperes, sigue…

No puedes posar tu armadura y descansar

Música de Dashboard Confessional con el tema ‘Don’t Wait’. La traducción está torcida, retorcida, no busques concordancias, es un desastre intencionado, porque la música tiene que transmitirte algo nuevo en cada momento, en el momento en el que necesitas que alguien te diga esto.

Dedicado a los que siguen en pie mientras otros te gritan para ponerte de rodillas.