La felicidad se logra, en buena medida, con la falta de ambición y la abundancia de las cosas sencillas.

{Jesús Manzano}